PROTEJA A SUS HIJOS Y EVITE QUE SUFRAN QUEMADURAS

La capacidad inquisitiva de los niños los lleva a explorar constantemente. Si bien es cierto que jugar y explorar es parte de su desarrollo, en ocasiones se exponen a situaciones que podrían afectar su salud.   De acuerdo con datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), las quemaduras afectan cerca de 11 millones de niños al año en el mundo.  Por otra parte, la Asociación Americana de Quemaduras atiende 486 mil casos de los cuales un 24% son niños menores de 15 años.  Siendo esto la cuarta causa más común de lesiones infantiles no mortales.  En Puerto Rico, el Hospital Pediátrico de San Juan atiende de 55 a 182 casos anuales de quemaduras en niños.

Según la pediatra y parte del equipo de médicos en el Centro de Servicios Médicos Integrados (CESMI); doctora Esther Morales Centeno, hay varias situaciones que ocasionan quemaduras en niños.  “Los niños pueden estar expuestos, en diversos escenarios: accidentes con líquidos calientes, tocar objetos calientes, entrar en contacto con sustancias químicas, enseres eléctricos, líquidos inflamables y hasta con materiales pirotécnicos.  Es importante que los padres cuiden de sus niños para evitar este tipo de situaciones que podrían convertirse en eventos trágicos tanto para la familia como para el menor”, explicó.

La Dra. Morales añadió que las quemaduras tienen diferentes tipos de clasificaciones: primer, segundo y tercer grado, cada una con sus características específicas.  La galena detalló cuáles son los síntomas que exhiben la piel de los menores:

  • Quemaduras de primer grado: afectan la capa externa de la piel o la epidermis.  A su vez, causan enrojecimiento de la piel sin ampollas con una ligera inflamación.  Este tipo de lesión puede tardar en curarse de tres a seis días.
  • Quemaduras de segundo grado: provocan enrojecimiento de la piel con ampollas, dolor y edema.  Se afecta la parte externa e interna de la piel (epidermis y la dermis).  Tiene un tiempo de recuperación de dos a tres semanas. 
  • Quemaduras de tercer grado: una lesión profunda en la que se observa un área blanquecina y que afecta hasta la capa de grasa destruyendo los nervios.  El paciente pierde sensación en la zona afectada y la lesión se cura de manera lenta.  Dependiendo la severidad podría requerir otros procedimientos como cirugía o terapia como parte de la recuperación. 

Mantener una buena supervisión de los niños es vital para lograr que permanezcan seguros y saludables.  Por eso, la doctora ofreció varios consejos que le permitirán a los padres o cuidadores evitar accidentes. “Sabemos que los niños pueden estar expuestos a accidentes en un abrir y cerrar de ojos.  Con tan solo seguir estas recomendaciones podrán controlar incidentes que podrían la seguridad de sus hijos en peligro.  El controlar los eventos en la cocina como mantener las ollas fuera de la estufa y no cocinar mientras carga a un niño en los brazos son parte de las medidas que debe tomar.  Al mismo tiempo, mantener los líquidos calientes fuera del alcance de los niños, los equipos eléctricos lejos del alcance del agua, controlar la temperatura de la comida de los niños y del agua que se utiliza para bañarlos.  También, desconectar equipos eléctricos como planchas, rizadores de o secadores de cabello y sobre todo cubrir los enchufes de la casa”, acotó.

Otras medidas de seguridad: (ESTO SE PUEDE HACER TIPO SIDE BAR)

Quemadura superficial 

  • Apartar al niño de la fuente de calor
  • Quitarle la ropa
  • Ponerle suficiente agua fresca (a temperatura ambiente), no aplicarle hielo
  • No está indicado aplicar mantequilla (grasa) ya que puede hacer que la quemadura se haga más profunda
  • Se puede aplicar gel de Aloe
  • Acetaminofén o Ibuprofeno para aliviar el dolor
  • Mantener limpia el área afectada

Quemadura más profunda (segundo grado) 

  • Requiere ayuda de urgencia
  • Mantener al paciente acostado y remover ropa del área afectada
  • Poner en el área afectada compresa con agua fresca

Quemaduras químicas 

  • Lavar la superficie con suficiente agua
  • Remover la ropa según se va lavando el área con agua
  • Si es un área pequeña, lavar el área por 10-20 minutos
  • Si el área afectada es boca u ojos se necesita que el paciente sea evaluado lo más pronto posible por un médico

La Dra. Esther Morales Centeno es pediatra y médico primario en CESMI, Calle Santa Cruz #59, Bayamón, PR 00961, Tel: (787) 778-2100. Horario de oficina: lunes a miércoles de 8:00am – 2:00pm. Para cita envíe un correo electrónico a: citas@cesmisalud.com    Incluya el nombre competo del niño y su edad, nombre completo de la madre, padre o tutor y número de teléfono. La cita puede ser presencial o por telemedicina. Para más información sobre los servicios que brindamos en CESMI visite nuestra página WEB: www.cesmisalud.com y nuestra página de Facebook: www.facebook.com/cdtcesmisalud.com 

Escrito por labadmin en .

Últimos artículos

© 2022 Centro de Servicios Médicos Integrados. All rights reserved. Powered by Cadadigital.